Gimnasia volvió al triunfo en un partido decisivo

Por Julián Guevara

Luego de cinco partidos sin victorias, Gimnasia ganó en el Bosque por la mínima con gol de Ariel Agüero. Logró un resultado fundamental para los promedios frente a Quilmes, en un partido muy disputado.

En un partido muy reñido, y sin demasiado show, el equipo de Pablo Morant volvió al triunfo luego de 5 partidos (7ma fecha frente a Huracán por 3 a 0) tras superar en el Estadio del Bosque por 1 a 0 a Quilmes con gol de Ariel Agüero a los 24’ del segundo tiempo para calmar las ansias de la gente y tener una semana tranquila de trabajo.

En un primer tiempo para el olvido, hubo ocasiones aisladas para quebrar el marcador de parte de ambos equipos. De parte del local, el lobo apenas probó desde larga distancia dos veces con remates que no llegaron a poner en riesgo el arco de Trípodi, mientras que Quilmes intentó con algún centro o disparo desde lejos, sin levantar a nadie de su butaca.

Ya en el segundo tiempo, a los 24 minutos del mismo, luego de un corner ejecutado por Luciano Aued, llegó el frentazo del santafesino Ariel Agüero para apagar el incendio de un Gimnasia que ganó sin que le sobre nada. A partir de ahí, el equipo de Morant comenzó a subir el nivel que le permitió mantener su arco en cero, tras una mejoría de Rinaudo y compañía, en la mitad de la cancha.

Gimnasia jugó en síntesis, un muy mal primer tiempo que dejó poco para destacar. A partir de esta victoria, tendrá una semana para trabajar los errores y afrontar el próximo partido (viernes vs. Banfield) de la mejor manera posible. Cabe destacar que más allá de tener que estar pendiente de los resultados de los rivales directos de la promoción, el lobo tenía que ganar un partido muy importante contra un rival directo en la lucha por no descender, y lo ganó.

 
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner