Objetivo cumplido gracias al Messias

Messi ejecuta el tiro libro que terminará en las redesMessi ejecuta el tiro libro que terminará en las redesPor Mariano Ibañez

Las estadísticas dirán que pasamos de fase con puntaje ideal: 9 de 9, 3 jugados 3 ganados. Pero por lo visto hasta ahora, el rendimiento no va de la mano con los resultados. Si bien es verdad que se levantó el nivel en general y de algunos jugadores en particular con relación a los partidos con Bosnia e Irán (sobre todo en el PT) siguen habiendo aspectos por mejorar. Sobre todo en la faz defensiva donde seguimos con falencias que en los cruces a todo o nada a partir de octavos pueden costar caro.

 Por fin hubo conexiones y juego asociado en ataque y jugadas elaboradas entre los de arriba. Se dio un trámite más abierto, gracias a la propuesta generosa del rival que fue al frente y que buscó a jugar de igual a igual, ir al golpe por golpe y entonces hubo más espacios. Se salió a buscar el partido desde el arranque y así llegó la apertura del marcador por intermedio de un ataque rápido de Di María que taparon entre el palo y el arquero, pero Messi estaba en el lugar justo y en el momento indicado para voltearle el arco a Enyeama, su verdugo en Sudáfrica.

Pero la "manta corta" no permitió extender el festejo del gol: a la jugada posterior Musa convirtió el empate con un buen remate cruzado y esta vez Romero nada pudo hacer. 2 goles en 5' y de nuevo como al principio.

Los primeros minutos mostraron a un equipo con más actitud, atrevido y con mayor ambición que buscó adueñarse de la pelota, hacerla circular. Principio lógico: si el rival no tiene el balón, no te puede atacar. Algún intento de afuera del 7 que busca volver a ser el del Real Madrid. Lástima que Aguero tuvo que salir de manera anticipada por lesión y el pipita salvo en el tramo inicial no influyó. Lavezzi entró enchufado y con ganas. Luego el partido se volvió de trámite luchado y parejo. Pero...en el cierre del primer tiempo llegó el 2-1. Como no podía ser de otra manera, con una obra maestra de Lio que esta dulce para el gol: tiro libre de frente al arco, caricia a la pelota con el botín izquierdo para ponerla contra el palo y partir al vestuario en ventaja.

En el complemento faltó que volviera la defensa: al minuto las Aguilas Verdes (los únicos verdes fueron los defensores argentinos) sobrevolaron el área y llegaron al segundo empate, otra vez por intermedio de Musa (Fernández va a tener pesadillas con él). Pero se activó el S.O.S y apareció el menos pensado: el de la rabona en el area propia y el taco de espaldas, para decretar el 3-2 final con la rodilla; sí, Marcos Rojo: el crack, sucesor de Marzolini.

Luego, lo inevitable. Como se hizo una costumbre argenta, casi tanto como el asado y el dulce de leche: sufrir con los quetejedi de moño y esperar el final. Primer puesto del grupo asegurado. Se terminó la fase de grupos. Llegó el momento de hacer un balance general, mantener los elementos positivos y corregir los items por mejorar.

Ahora se viene Suiza, que no es invencible como ya lo demostró Francia, pero tampoco va a perder solo. Atención con el ancho de espadas Xherdan Shaqiri, el habilidoso punta del Bayern que puede aparecer por el centro o metiendo la diagonal. Así como también pueden ser peligrosos Xhaka, Drmić (generoso en la tarde de hoy) Mehmedi, Seferovic y la buena pegada de Dzemaili.

Es clave en la estructura de los dirigidos por Ottmar Hitzfeld el eje central conformado por el capitán Gökhan Inler y Valom Behrami, compañeros de Gonzalo Higuain en el Napoli, además de las subidas de Lichtsteiner, un lateral que parece brasileño, de gran temporada en la Juventus.

Sera decisivo aprovechar los puntos flacos del equipo helvético de mitad de cancha hacia atrás, donde se pueden encontrar huecos libres para filtrarse entre los centrales aunque el arquero Benaglio sea rebotero y no parezca tan confiable en los centros, suele ser seguro y sobrio.

 
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner